Lavadero Político

27/03/2017 Creado por Punto de Expresión Categoría: Inicio No hay respuestas

Es lacerante el Tema de la Inseguridad, ya que genera graves problemas sociales, laborales, económicos y de inestabilidad sobre todo en la zona oriente del Estado de México, alerta el presidente de la Coparmex Estado de México, José Luis Grajales Calvillo.

 

Declaró que existe un serio Estancamiento Económico en esa región mexiquense, provocado principalmente por la inseguridad, ahuyentando las inversiones, impidiendo que algunos sectores crezcan, agregó, “No hay un crecimiento apreciable, tenemos serios problemas de inseguridad y eso, de una u otra manera, está frenando el desarrollo”. -Esto se vive en toda la entidad mexiquense, donde los operativos de seguridad no han dado los resultados esperados-.

 

Queremos poner el dedo en la llaga para poder solucionar los problemas, porque no solamente el tema económico es grave, sino también asume facetas muy preocupantes que nos llevan al tema delictivo”, enfatizó el dirigente empresarial.

Grajales Calvillo mostró su preocupación por el crecimiento de los índices delictivos, porque frena las inversiones y, en general, el crecimiento económico, ya que la instalación de capitales tiene que ver con las garantías que se tienen para éstos, “y no las hay”, dijo.

Demanda la Coparmex Metropolitano, garantías para los inversionistas y mayor seguridad para la región oriente del estado de México, ya que afilia a empresarios de Ecatepec, Nezahualcóyotl, Tecámac, Los Reyes la Paz, que a decir de su representante, han realizado mayores esfuerzos para evitar los atracos, tanto a las empresas como a los trabajadores, pero muchas veces son rebasados por la forma en que operan los delincuentes

Indicó el dirigente empresarial Grajales Calvillo que la mayoría de los empleados son personas con recursos limitados, quienes son extorsionados o golpeados para robarles algo. “Es común escuchar que alguien cuando salió de la empresa o se dirigía a ella, fue asaltado o que los atracaron antes de llegar a su casa”.

El empresario insistió en que los índices delictivos no bajan, está latente el grado de inseguridad en el que se encuentran los trabajadores y eso es grave, no sólo por los riesgos que corren al no poder llevar el sustento a sus hogares, sino porque también son menos competitivos, pues al ser víctimas de la delincuencia faltan al trabajo o no rinden igual, incluso hay quien pierde el empleo por evitar hacer traslados que les resultan peligrosos.