EDITORIAL

06/08/2017 Creado por Punto de Expresión Categoría: Inicio No hay respuestas

No queda duda, de lo mal que se encuentra la relación entre los Estados Unidos de Norteamérica y México, se acuerdan que en días pasados el presidente estadounidense salió a decir que Enrique Peña Nieto le había hablado, que había hecho algunas peticiones.
Y claramente, días después el gobierno mexicano desmintió tal llamada hecha desde los Pinos, cierto o falso, pero la ciudadanía ya no cree en tanto dime y direte de los presidentes.
Mientras uno asevera, el otro niega, lo que si damos cuenta, que la relación está más que rota, se encuentra totalmente desgastada entre ambos países, desde la llegada de Donald Trump.
Las Leyes Migratorias entre ambas naciones no han prosperado, por el contrario para los mexicanos cada vez está peor, diariamente el país del norte se ha dedicado a extraditar a los mexicanos que radican desde hace ya muchos años, y que incluso tienen hijos nacidos ahí, mientras que en México, solo se les recibe y los funcionarios se sacan la foto para que sepan que no están solos.
Hasta cuando, se verán mejoras de tipo migratorio, comercial y de importación entre México y Estados Unidos, hasta cuando los presidentes hablaran con coherencia y responsabilidad, hasta cuando darán cuenta de lo mal de la relación “bilateral”.
Donald Trump, ha dado mucho que desear con su doble lenguaje, con su actitud negativa hacia nuestro país, Enrique Peña ha dejado un precedente de debilidad ante el país del norte, y deja una muestra de sumisión, aunque salgan sus incondicionales a hablar a favor del presidente, a desmentir lo que ni siquiera ha aceptado.
No se puede hablar de democracia, de cambio en la política, cuando son los mismos mexicanos quienes ya no creen y reprueban el actuar del gobierno federal, reprueban el actuar de su presidente y de las instituciones.
Que siga el show entre el gobierno norteamericano y el gobierno mexicano, entre que uno afirma que habló, y el otro afirma que no es cierto, vemos sin duda, el show de la mediocridad y de la falta de sensibilidad para gobernar este querido México.
Donald Trump y Enrique Peña dando de qué hablar en los medios televisivos, siendo noticia a nivel nacional e internacional, de llamadas que se hacen o no se hacen, de la falta de saber gobernar, mientras el pueblo sufre el encarecimiento de los productos básicos, otros disfrutan del show gubernamental.