Lavadero Político

09/11/2020 Creado por Punto de Expresión Categoría: Inicio No hay respuestas

 

 

 

En política ya se mueven las fichas del Ajedrez en el Estado de México, quien ha dado mucho de qué hablar es Horacio Duarte Olivares diputado federal con licencia y actual Director General de Aduanas del Gobierno Federal, pues al parecer todo así lo indica está brincándose al senador Higinio Martínez Miranda ya que pretende buscar la gubernatura mexiquense.

Aunque habrá que conocer que piensa el senador Higinio Martínez, si recordamos que Horacio Duarte está al interior del Grupo Político del Texcocano.

Y no solo eso, también Duarte Olivares sabe que tiene a su derecha la mano de Andrés Manuel López Obrador para cumplir su sueño, pues cuenta con su afecto, y desde ahí proyecta que Michelle Núñez Ponce resurja nuevamente como candidata de Morena a la presidencia municipal de Valle de Bravo, aunque debería por lo menos “sopesar” hasta dónde puede llegar y no mezclar la política con los sentimientos.

Mientras que en el Partido Revolucionario Institucional –PRI- parecen no darse cuenta que muchos partidos políticos ya mueven sus fichas, da desánimo ver las instalaciones de ese partido vacías, ausentes, sin presencia de militantes y simpatizantes como en años pasados.

Hay quienes argumentan que ya están convencidos por sus dirigentes que será una contienda difícil y complicada por lo que buscarán alianzas con el PAN y PRD y otros partidos, pero aun así es lamentable ver al PRI llenó de telarañas.

Hay que tomar en cuenta que el PRI necesita recursos económicos bastante amplios en cientos o miles de millones de pesos para activar y aceitar a su militancia por lo menos seis meses antes de cada elección, pero en esta ocasión se sabe que desde el Palacio de Gobierno no reciben apoyo alguno y eso los ha frenado en empezar a trabajar.

Recordaremos que en la pasada elección del 2015 y 2017, cuando perdieron grandes lugares, el PRI contaba con una estructura mayor a los 100 mil operadores políticos, habiendo cerca de 80 mil representantes de casillas, cerca de 30 mil movilizadores, y representantes propietarios y suplentes en las 45 juntas distritales locales y 41 federales, en los 125 municipios mismos que recibían remuneraciones antes y después de las elecciones.

Pero los tiempos cambiaron, ahora hay que ver cuántas oficinas municipales del PRI se encuentran trabajando activamente en busca de revertir las cifras, lamentable situación enfrentará el PRI en esta próxima elección del 2021, como dicen coloquialmente enfrentarán una batalla sin los mínimos elementos de ataque. “van a la guerra sin fusil”.

También nos preguntamos, será posible que Morena pueda repetir sus cifras halagadoras en las próximas votaciones, cuando sus alcaldes no han sabido dar respuesta a las demandas ciudadanas, un ejemplo de ello es Ecatepec, si lo duda pregúntele a la ciudadanía.

Tendríamos que recordarles a los alcaldes de extracción Morenista, para que se utilizan las oficinas de comunicación social, como son Cuautitlán, Cuaititlán Izcalli, Coacalco y Tultitlán y no ahora que pretenden reelegirse buscan el acercamiento con los medios de comunicación.