Deuda de Sapasa pone en riesgo asignación federal para seguridad de Atizapán

17/02/2019 Creado por Punto de Expresión Categoría: Inicio No hay respuestas
  • La alcaldesa Ruth Olvera negocía con Banobras pago de la deuda que fue adquirida hace 10 años

Atizapán / Estado de México

Administraciones anteriores pagaban multas al banco en lugar de abonar al capital de la deuda, denunció la edil.

El Servicios de Agua Potable Alcantarillado y Saneamiento de Atizapán (Sapasa) tiene comprometido el presupuesto por el pago de un crédito bancario por 450 millones de pesos, y por el cual, durante más de diez años, autoridades pasadas no abonaron nada a la cuenta, esta situación pone en riesgo el ejercicio de recursos federales destinados a seguridad pública municipal para este 2019.

Así lo dio a conocer la alcaldesa Ruth Olvera Nieto, quien afirmó: “Si no resolvemos ese problema de deuda pública, porque están empeñadas nuestras participaciones federales, nos va a afectar y nos van a retener 378 millones de pesos para este ejercicio fiscal”.

Tras señalar que eso no debe suceder porque este año se habrá de fortalecer la seguridad pública, la munícipe explicó que Sapasa tiene comprometidas las participaciones federales con la institución bancaria de Banobras, por la adquisición de un crédito contratado hace más de diez años para financiar el entubamiento del Río San Javier.

El crédito fue por 450 millones de pesos a pagar en un plazo de 25 años en el trienio de gobierno del ex alcalde Gonzalo Alarcón Bárcenas (2006-2009), quien llevó adelante el proyecto hidráulico; y en ese entonces se dejó como garantía de pago las participaciones federales, comentó.

Ahora el riesgo es que este 2019, la institución bancaria podría absorber gran parte de las asignaciones federales, debido a que autoridades pasadas no pagaron ni un peso a capital, porque sólo se dedicaron a liquidar multas impuestas por Banobras, informó Ruth Olvera.

“Fue una barbaridad” lo que se pagó en multas y no se abonó nada al crédito, lamentó con enojo.

También anunció que se trabaja en una mesa de revisión y conciliación de cuentas entre representantes de Banobras y de Sapasa, así como de la alcaldía local, para llegar a acuerdos de pago de capital y evitar sean absorbidas las participaciones federales, porque ello afectaría al municipio en materia de seguridad pública.